EXTRAÑA MEZCLA DE SENSACIONES PROVOCAN PRUEBAS DE SUPERVIVENCIA DE SECUESTRADOS POR LAS FARC

noviembre 30, 2007 8:35 am

Rabia, dolor, alegria, impotencia, experimentaron no solo los familiares, sino los colombianos en general frente a los videos de un grupo de secuestrados por las FARC y que corresponden supuestamente a las pruebas que el grupo guerrillero se habia comprometido a entregar a través del presidente venezolano Hugo Chavez y la senadora Piedad Córdoba.

El más impresionado fue, sin duda uno de los hijos de Ingrid, Lorenzo Delloye quien expresó:
«Ver la foto y ver a mi madre hasta qué punto está flaca, delgada, rabiosa, y verla así de triste, me impacta. Sabía que estaba triste, que no estaba bien, pero no me la imaginaba así».
Lorenzo Delloye hablo en París, donde reside con su padre y primer esposo de Ingrid Betancur, Fabrice Delloye.

rosendo-fiscalia-30-nov.mp3

patricia-lopez-30-nov.mp3

Un reseña publicada por el diario El Mundo de Madrid, España, dice que el joven reconoció haber saltado de alegría cuando a las 7 de la mañana le despertó su padre para darle la noticia de que habían encontrado una prueba de vida de su madre, la primera en más de cuatro años.

Sin embargo dijo que la felicidad se disipó en parte cuando vio el aspecto que presentaba su progenitora.

Para Lorenzo, de 18 años, ver a su madre sufrir en la selva hace más urgente trabajar para conseguir un acuerdo humanitario que permita la liberación de los rehenes.

«La bola está ahora en el tejado del presidente Uribe, que tiene que darse cuenta de que es necesario el acuerdo humanitario, de que no puede burlarse de la vida de personas que se ve que sufren», afirmó Lorenzo.

El hijo menor de Betancourt pidió a Uribe que retome el contacto con su homólogo venezolano, Hugo Chávez, porque consideró que «gracias a su mediación se han podido tener estas pruebas de vida».

Sin embargo, convencido de que Uribe «aprovechará cualquier pretexto para que el acuerdo humanitario no se haga», Lorenzo pidió que Francia, España y Suiza incrementen la presión sobre Bogotá para que permita el canje entre los rehenes de las FARC y guerrilleros detenidos.

«Francia, España y Suiza tienen que apoyarnos y continuar la lucha. Ahora más que nunca el presidente francés, Nicolas Sarkozy, tiene que actuar», dijo.

A su turno, la madre de Ingrid, doña Yolanda Pulecio, entre sollozos, lamentó ver a su hija demacrada y delgada en extremo.

«Siento mucho dolor el verla así. Verla tan flaquita y verla que estaba con una cadena», señalo.

El esposo de Ingrid Betancur, Juan Carlos Lecompte, se declaró conmovido por las imágenes que muestran a la excandidata en una dramatica situación en poder de las FARC.

Al respecto Lecompte expresó: «La vi muy triste, muy flaca. Me partió el corazón cuando la vi, la verdad me rasgó el alma. Esa mirada de ella lo dice todo. No mira a la cámara, mira al suelo y se niega a hablar. Mi teoría es que ella no quiere hacerle el juego a las FARC».

En las imágenes presentadas por el Gobierno , Ingrid Betancourte, viste pantalón azul y camisa blanca sin mangas.

Se encuentra sentada en una rustica silla y mantiene sus manos cruzadas.

En ningun momento habla, ni dirige sus ojos a la cámara. Solo deja ver un semblante muy triste, con la mirada hacia el suelo y su cabello recogido sobre el hombro.

De acuerdo a lo que se percibe Ingrid Betancourt está en medio de una zona selvática y por su aspecto y vestimenta se nota que el clima es cálido.

Deja un comentario