Mujer murió tras un procedimiento estético en Neiva

marzo 6, 2015 10:49 am

Leiza Karina España Pastrana
Leiza Karina España Pastrana, de 31 años de edad, murió en Neiva horas después de someterse a un procedimiento estético en sus glúteos, en un centro dedicado a realizar estas prácticas y que estaría dirigido por una cosmetóloga proveniente de Bogotá.

España Pastrana era profesional en Criminalística y madre de dos hijos, recurrió a un centro estético en Neiva, para mejorar la apariencia de sus glúteos. Pero al parecer el procedimiento que le realizaron le desató una infección incontrolable, que la llevó a la muerte.
El establecimiento a donde ingresó Leiza queda ubicado en la Carrera Octava No. 11 – 25, cerca a la Avenida La Toma de Neiva. Allí la mujer pretendía mejorar su cuerpo, aunque ningún allegado conocía sus intenciones.

Según sus familiares, Leiza Karina había solicitado un préstamo de un millón de pesos. Nadie en su casa sabía la destinación que le iba a dar a ese dinero y mucho menos conocían del procedimiento. Tampoco su esposo Héctor Andrés Llerena, quien al momento de los hechos se encontraba en Barrancabermeja.

“Leiza salió de la casa muy temprano, dejó a los niños con sus familiares en el barrio Las Mercedes y desde ese momento no logramos comunicarnos nuevamente con ella. Hacia las 4:00 de la tarde nos desesperamos sin saber nada de ella, le marcamos muchas veces al celular y no respondía. A las 8:00 de la noche una mujer llamó y les confirmó que Leiza estaba en la clínica Saludcoop, porque se había desmayado”, aseguró Carlos Pastrana, tío de la víctima.
Lo que vino después para la familia de esta joven madre fue dolor y confusión. “Cuando llegamos a la clínica encontramos a mi sobrina convulsionando y echando espuma por la boca. Mi hermana tomó del brazo a la supuesta médica que le practicó la intervención en los glúteos y le exigió delante de varios galenos que explicara qué le había dado a Leiza. Minutos después de esta situación el médico de turno confirmó que la paciente llegó sin signos vitales y que había muerto”.

El dolor de un esposo
Una llamada a Héctor Andrés Llerena, esposo de Leiza, le anunció la tragedia. Su hermano menor le dio la funesta noticia de que su amada esposa había fallecido.
El desespero por la distancia y el dolor de perder lo más querido desplomó a Llerena, quien de inmediato tomó un avión y regresó a Neiva.
“Su muerte nos deja bastante golpeados, a mí me deja con mis dos hijos, ahora sólo me queda pedir a Dios mucha fuerza para sacarlos adelante y que se haga justicia en este caso”, señaló el hombre.

“Siempre me negué a este tipo de cosas y consideraba que lo mejor para estar bien era hacer deporte. Hoy recuerdo que hace 16 años la conocí y desde ese momento conviví a su lado la mitad de mi vida. Leiza era carismática, muy diferente a las demás, agradable y simpática”, dijo sin titubeos y una enorme tristeza Héctor Andrés.
La responsable
La familia denunció que el lugar donde se le practicó el procedimiento a Leiza no era una clínica especializada en cosmetología y estética, sino que se trataba de una casa, donde meses atrás la mujer se practicó una intervención similar.
Según el tío de la víctima, la mujer que practicó el procedimiento estético se identificó como Martha.

Durante la captura, los uniformados pidieron los documentos de identificación a la cosmetóloga y establecieron que se había cambiado el nombre. Su verdadera identidad, se mantiene bajo reserva de las autoridades.

“La señora estaba en la URI, anoche (miércoles) yo presenté la denuncia por homicidio. Hicieron la captura efectiva en Saludcoop, al principio se hizo llamar Martha pero allá la policía le pidió los papeles y tenía otro nombre, la señora estaba con su familia y las dos asistentes que estaban en el procedimiento”, aseguró Pastrana.

“Nuestra preocupación va más allá. Estamos hablando de un centro clandestino, de una persona que viaja constantemente entre Neiva y Bogotá, que quién sabe si cuenta con los registros de salud”, explicó el esposo.

Según los familiares de Leiza, la responsable de los hechos fue dejada en libertad condicional. “Me contaron que a la señora la van a dejar en libertad, que ya está el proceso y que luego la van a llamar, que no puede salir de la ciudad mientras sigue la investigación y luego tendrá que responder”.

La mujer que realizó el procedimiento estético no ha dado ninguna explicación respecto a lo ocurrido, por lo que se espera que Medicina Legal entregue el dictamen.
Sin embargo, fuentes que pidieron la reserva de su nombre, aseguraron que a la mujer le fueron inyectadas sustancias directamente en sus glúteos, para mejorar el aspecto de los mismos en pocos días. Agregaron que dichas prácticas ya han sido realizadas a otras pacientes en la ciudad.
Las exequias se realizarán este sábado en funerales Los Olivos y las honras fúnebres se llevarán a cabo a las tres de la tarde en la Iglesia del Espíritu Santo del barrio Chicalá.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *