Historia de la radio en América Latina

febrero 10, 2016 7:59 am

Luis Eduardo Forero Por: Luis Eduardo Forero Medina
La primera nota de la radio en el Sur la interpretan los radioaficionados, que por las ondas hertzianas averiguan quién responde y de qué parte del planeta modulan. En Colombia en 1933, Italo Amore, Gustavo Uribe Th. y Roberto Jaramillo Ferro, fundaron la Liga Colombiana de Radioaficionados.

Son notas comunes en todas las emisoras americanas, que las transmisiones iniciaban con el himno nacional del país, la presentación de la emisora y el resto de programación era colocar música clásica. Los dueños de las emisoras eran particulares, y hacían de “hombre orquesta”.
La radiodifusión al comienzo se sintoniza en AM, llegando a sitios lejanos, y desde la década de los 60 la audición tiene para elegir la Frecuencia Modulada con mejor sonido. La FM inicia transmisiones en Chile en 1962 y en Brasil en 1980. Inicialmente funcionaban sólo emisoras comerciales, y tras unos años se incluye en las partituras las emisoras comunitarias y de interés público.
Las primeras emisoras se manejaban sin permiso del Estado, que a medida que se escuchaban más emisoras, organizó la Secretaria o Ministerio de Comunicaciones en cada país, encargándolos de otorgar las licencias radiales. En Colombia en 1925 se creó el Ministerio de Correos y Telégrafos, y en 1936 se expide la primera ley sobre la radiofonía En la mayoría de Estados latinoamericanos, los gobiernos comprobando la novedad para difundir el pensamiento, entró en el negocio de la radiodifusión, unas veces para difundir la guerra del alfabeto y la diatriba, otras con fines educativos. En Colombia Radio Sutatenza, abierta en 1947 por el sacerdote José Joaquín Salcedo, fue modelo radio educativa en Latinoamérica. La Radiodifusora Nacional de Colombia transmitió el Bachillerato por Radio hasta 2004. Desde el año 2000 en Colombia fueron abiertas las puertas a la inversión extranjera en la radio.
Al comienzo las emisoras funcionaban solo dos horas por semana, extendiéndose el horario progresivamente para permitir la entrada en la década del 40 al radioteatro, y posteriormente a las radionovelas, que fueron semillero de actores y actrices. Los primitivos radios eran de gran tamaño y precio; que solo llegaban a hogares privilegiados, a cuyas casas acudían los vecinos a escuchar la radio. Los niños desbarataban los radios para averiguar quiénes eran los que hablaban en la caja.

Los radioescuchas comenzaron a interactuar, presentando denuncias, “para participar en el programa”, pagando cuñas por complacencias musicales, o para avisar que la señora Paulina llegaba en el bus de las seis, o que el caballo estaba amarrado en el puente colgante. Los estudios se inundaban de cartas de los oyentes, unas que nunca se abrieron. Así, los radioescuchas se convierten en los creadores de la pauta comercial, que enseguida fue amarrada por firmas especializadas que reparten la propaganda entre sus afiliadas. En 1933 en México se dispuso que el Estado tenía derecho a trasmisión gratuita en emisoras comerciales
Con la invención en 1954 de la regencia TR1, el primer radio de transistores en el mundo; el “walkman” en 1979; la radio en los autos en 1963; los casetes con lectura por las dos caras que comercializó Philips en 1966 y los teléfonos celulares, smartphones y las tabletas, la radio llegó a más oyentes. Con la radio-internet que navega desde finales del siglo XX, las emisoras cautivan sintonía con variedad de formatos.
En las originarias emisoras, los locutores improvisaban, hacían los comerciales en vivo, manejaban la consola y colocaban en “radios tocadiscos” el acetato o vinilo de 78 rpm, cambiados en 1929 por los de 33 rpm, en 1949 por los discos de 45 rpm y en 1982 por el Disco Compacto Digital lanzado por Philips. A continuación arribaron los CD Recordable, el DVD y audio chip. Por el auge que tomaba la actividad radial, fueron incorporándose periodistas, técnicos y locutores, que después como una novedad comenzaron a transmitir vía telefónica. Actualmente las emisoras se manejan digitalmente desde una computadora, y los radioescuchas pueden escoger sintonizar su estación preferida por el streaming y el podcasting. Los controles se convirtieron en “disc jockey” y el rating, o la llamada “guerra del éter”, ocupa un espacio en la agenda radial para medir fuerzas en la audiencia. La noticia se originaba a veces primero en la radio que en los periódicos, por lo que en Colombia en 1934 se restringió su lectura en las radiodifusoras.
La primera transmisión radiofónica del mundo se hizo el 24 de diciembre de 1906, desde Brant Rock Station, Massachusetts. En Argentina, pionera de la radio en la Región, el 27 de agosto de 1920, sale al aire la primera radioemisión en Buenos Aires. En Brasil el 6 de abril de 1919 se realiza la primera transmisión por Radio Club de Pernambuco. En 1921 el turno le corresponde a Honduras con la HRB “La Voz del Trópico”, y México, donde la radio inició en Córdoba. En 1922 tres países inician la radio, Chile el 19 de agosto con la transmisión desde el patio central del diario El Mercurio; Puerto Rico el 2 de diciembre con la WKAQ radio, y Cuba el 10 de octubre con la emisora 2LC, para celebrar el aniversario del grito de Yara. En 1958 desde la Sierra Maestra sale al aire Radio Rebelde. En Ecuador en 1925 inicia operaciones la Radiodifusora “El Prado” en Riobamba. En 1926 , el 1º de marzo, nace la primera emisora de El Salvador y de Centroamérica, la AQM, (iniciales del presidente Alfonso Quiñónez Martínez), hoy Radio Nacional de El Salvador. En ese mismo año la radiodifusión nació en Venezuela el 23 de mayo con la emisora AYRE. En Costa Rica el 24 de diciembre de 1927. En 1928 Bolivia y Honduras inician la radiodifusión, Bolivia en la ciudad de Sucre y Honduras con “La voz del Trópico”. Ecuador el 13 de junio de 1929 con la Estación Radiodifusora “El Prado” de Riobamba . En Colombia fue en 1929 cuando comenzó la radiodifusión comercial en Bogotá y la radio pública el primero de febrero de 1940. Guatemala y Uruguay en 1930, Guatemala inaugurando Radio Nacional de Guatemala, y CX6 en Uruguay. Otras fuentes sostienen que en Uruguay la radio se inició en 1922. Panamá en 1933, entró al mundo radiofónico con “Radio Experimental” o Radio Tembleque. El 30 de enero de 1937 se reinauguró Radio Nacional del Perú y OAX. En Nicaragua el 14 de junio de 1940 con la emisora Y.N.O.W. la voz de América Central, aunque 9 años antes intentaron con la “Voz de Nicaragua.
Los pioneros de la radio en América Latina son “Los locos de la azotea” en Argentina, encabezados por el médico Enrique Telémaco Susini; en Brasil el padre gaucho Roberto Landell De Moura; los hermanos Enrique y Rodolfo Costas en Bolivia; en Chile Arturo Salazar y Enrique Sazié; en Colombia los padres de la radio son entre otros, Manuel Gaitán de La Voz de la Víctor y don Hernando Bernal Andrade y la señora Luisa Mahé de Bernal, de Radio Santafé, emisora que salió al aire el uno de abril de 1938. Diez años más tarde se fundan la Cadena Radial Colombiana S.A. (Caracol) y Radio Cadena Nacional – RCN. , y en 1953 Todelar. En Costa Rica el precursor de la radio fue Amando Céspedes Marín; en Cuba, Luis Casas, hijo y padre; en Ecuador, Carlos Cordovez , de familia colombiana; en Guatemala, Julio Caballeros Paz; en México, Emilio Azcárraga; en Nicaragua, José Mendoza Osorno y Moisés Le Franc; en Panamá, Fernando Joly, Félix Álvarez, Emérito Núñez y Enrique Paniza , en Paraguay Salvador Guanes, Alfonso Sá, el sanlorenzano Zacarías León Sotelo y el austriaco Ernesto Stricker, de San Bernardino; en Uruguay Sebastian Paradizabal y en Venezuela, Roberto Scholtz y Alfredo Moller.
Los baches no han faltado en la radio y la han obligado a transformarse , como en 1954 cuando nació la televisión. La censura ha hecho parte de la programación de emisoras en el Continente, en donde gobiernos militares y civiles derribaron antenas, apagaron transmisores y silenciaron locutores. El sostenido de sus propietarios era la fe en volver a empezar. Las emisoras piratas desentonan en el medio, congestionan y contaminan el espectro electromagnético. Aunque la radio es de los medios de comunicación más accesible a la población, cerca de mil millones de personas no tienen todavía acceso a la radio, según la UNESCO. La radio celebra el 13 de febrero su Día Mundial,¡felicitaciones!.

Deja un comentario