De recicladores y reciclaje

marzo 6, 2019 6:26 pm

Por: Luis Eduardo Forero Medina
A la llave recicladores de oficio-hogares-medio ambiente continúa sin dársele la importancia que merece; pese a que los colectores, en gran parte mujeres, por muchos años han existido en todo el mundo y continúan viviendo en condiciones de marginamiento y discriminación; sólo que antes su infrahumano trabajo se realizaba fuera de la ciudad, en los vertederos a cielo abierto; a donde en un tercio de países de América Latina siguen llegando cada vez más personas a revolcar la basura en una verdadera lucha entre ellos por apropiársela.

Ayer como hoy, los cartoneros para sobrevivir, sin que se les haya mejorado las condiciones laborales de su oficio; la venden a la industria del reciclaje, que la transforma en nuevos productos.
Desde hace unas dos décadas el escenario de los recicladores cambió; comenzaron a salir a las calles, destruyendo las bolsas si es necesario con el propósito de encontrar vidrio, envases tipo Brik, plástico, chatarra, telas, envases metálicos que se pueden reciclar perennemente, así como los envases de vidrio; y cartón y papel periódico , que es lo que más recogen para vender. Ahora, en las naciones latinoamericanos se están organizando paulatinamente en cooperativas; que les espera, al igual que los recicladores no asociados, seleccionar entre montañas de basura el 80% o más de la basura, que es lo que no se recicla en la región. En Colombia a la Procuraduría General de la Nación, le preocupa el bajo nivel de asociatividad de los recicladores; a quienes en otros países se les conoce como pichacheros, pepenadores, obuzos, o “ejército verde”.
Una alarma especial en el sector, es el no reciclaje de millones de equipos obsoletos procedentes de las TIC ( tecnologías de la información y comunicaciones); los desechos hospitalarios y asociados a la construcción; y el aumento de basura. En 2016 los deshechos generados en el planeta llegaron a los 2.010 millones de toneladas, previéndose que los desechos a nivel mundial crecerán un 70 % para 2050. “En los últimos 40 años se ha producido más basura en el mundo que desde el origen del hombre hasta 1970”, indicó el Foro Económico Mundial.
En el Perú se recicla el 1.9% del total de residuos sólidos reaprovechables; en Colombia el 17% de los mismos, y en América Latina y El Caribe en promedio se recicla un 14%. En esta región la mayoría de países no cuenta con una política nacional de reciclaje que propugne por una reducción de los desechos. Para el 2030 en Nueva York se han propuesto llegar a una tasa de reciclaje de Residuos Sólidos Urbanos (RSU) hasta casi el 100%; para ese mismo año, Colombia tiene como meta reciclar el 50 %. En Holanda se recicla el 99%. De acuerdo al Banco Mundial, de los 15 millones de personas que recuperan materiales reciclables en la basura, 4 millones están en América Latina, de los cuales al menos el 75% trabaja en condiciones de insalubridad. “Los pobres mueren jóvenes y los pobres que trabajan en basurales mueren más jóvenes todavía”, señaló Ricardo Schusterman, experto en desarrollo social. En la India se les llama “zabbaleen”, considerados una “casta” excluida de la sociedad. Colombia al año genera anualmente más de 10 millones de toneladas de residuos sólidos; y “casi 22.000 familias derivan su sustento del reciclaje”, según el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible. Más del 60% de los recicladores trabaja en Bogotá, aunque no se cuenta con un Registro Único de Recicladores (RURO), “depurado y actualizado.” En 2016 de 21.601 personas inscritas en el RURO, 394 estaban legalizadas para prestar el servicio.
Referente a ese oficio rige el Decreto 596 de 2016 y Resolución 0276 de 2016. En Bogotá aunque se ha avanzado en reciclaje y recicladores, persisten “grandes deficiencias”, al igual que en Buenos Aires y São Paulo; las tres ciudades insignias en América Latina en políticas de un reciclaje sostenible e inclusivo. La mayoría de ciudades no tiene equipos modernos que avalen el aprovechamiento de sus residuos reciclables.
El Distrito Capital de Bogotá hace unos años se hizo el de la vista gorda con los recicladores; por lo que la Corte Constitucional en Sentencia T – 724 de 2003, le indicó “ que en futuras ocasiones incluya acciones afirmativas a favor de los recicladores de Bogotá, cuando se trate de la contratación de servicios públicos de aseo, debido a que la actividad que ellos desarrollan está ligada con dicho servicio, a fin de lograr condiciones reales de igualdad y de dar cumplimiento a los deberes sociales del Estado, y que por ningún motivo vuelva a reincidir en las omisiones en que incurrió en la Licitación No. 01 de 2002, respecto a los recicladores de Bogotá”.
Sobre los contenedores que se están instalando Bogotá, para clasificar la basura, la Asociación de recicladores de esta ciudad, dijo que “ Esto resulta lesivo para los intereses de los recicladores y sus familias por cuanto el acceso a estos contenedores por parte de los recicladores será imposible por el diseño capacidad y medidas de los contenedores, lo cuales tendrán una capacidad de 700 litros. Lo que no solo se convierte en un riesgo sino en una amenaza clara y directa para desaparecer a esta población”.
@luforero4

Deja un comentario