En estas vacaciones visite las áreas protegidas de Colombia

julio 12, 2019 10:01 am

Los colombianos podemos visitar las áreas protegidas abiertas para el turismo, entrar en contacto con estos paraísos naturales y conocer de cerca todos los beneficios que nos brindan. Chiribiquete ya hace parte de esta lista.

“Las vacaciones son el momento más apropiado para acercarnos a la naturaleza, respirar aire puro y conocer paisajes, playas, montañas, lagunas y ríos.. Es importante que los colombianos conozcan sus áreas protegidas, tengan claro cuál es su importancia y pensar en ellas como un destino obligado en el país” explica Ferney Díaz, coordinador de comunicaciones estratégicas de WWF Colombia.

Un ejemplo de esto son los Parques Nacionales Naturales, hoy el país cuenta con 59 de los cuales 23 tienen vocación turística, es decir, pueden recibir visitantes en determinadas épocas del año. Todos son ideales a la hora de escoger un destino para irse de vacaciones.

El Pacífico, por ejemplo, es una de las regiones con mayor biodiversidad del mundo. En este territorio se encuentran los Parques Nacionales de Utría, Gorgona y Uramba- Bahía Málaga. El avistamiento de ballenas jorobadas es una de las actividades más atractivas para los turistas en los meses que vienen. Utría es reconocida como la cuna de la tortuga carey (Eretmochelys imbricata), una de las seis especies de tortugas marinas que pasa por las playas de Colombia.

La Orinoquía, por otro lado, es una región mítica y de llanuras infinitas atravesadas por ríos poderosos que alimentan al majestuoso Orinoco, uno de los ríos más largos de Suramérica con 2.150 kilómetros. Algunos de nuestros recomendados: los parques naturales Sierra de la Macarena, donde los visitantes podrán conocer Caño Cristales, el río de los siete colores. Y El Tuparro, ubicado en la esquina más oriental de Colombia, donde se pueden apreciar las características sabanas de los llanos, los morichales y más de 320 especies de aves.

El Caribe cuenta con algunos de los Parques Naturales más visitados como el Tayrona que, además de playas cristalinas, es hogar de mamíferos como el jaguar (Panthera onca) y el tigrillo (Leopardus tigrinos). El Parque Los Corales del Rosario y de San Bernardo protege el 20% del total de los corales del país.

Finalmente, está la región Andina donde viven casi 30 millones de colombianos y que cuenta con una diversidad de climas y de ecosistemas excepcional, que va desde las nieves perpetuas hasta el piedemonte amazónico, pasando por los páramos, los bosques nublados o los humedales. Es el hogar del oso andino (tremarctos ornatus), el único oso de Suramérica. Allí se encuentran el Parque Nacional Puracé, donde nace el río Magdalena; el PNN Chingaza, del que depende el agua de 10 millones de bogotanos y habitantes de municipios aledaños; El Cocuy, incluye la Sierra Nevada que le da su nombre y contiene más de 100 lagunas.

Algunas de las actividades ecoturísticas que podrán realizar los visitantes son buceo, senderismo o recorridos por las rutas autorizadas; además de observación de aves, mariposas, ballenas, entre otras especies de flora y fauna.

“Queremos que los colombianos entiendan que las áreas protegidas están en todos los momentos de nuestras vidas: desde que respiramos, nos alimentamos, mientras viajamos o compartimos con nuestros amigos; siempre existe una relación directa entre su conservación y nuestro bienestar” enfatiza Díaz.

De esta manera, las áreas protegidas se convierten en una oportunidad única y diferente para que los colombianos conozcan la importancia de estos ecosistemas naturales y todos los beneficios que nos brindan.

Además, es clave entender que la conservación de la riqueza natural de nuestro país también depende de las restricciones que tienen algunas áreas protegidas como la Serranía de Chiribiquete (el parque más grande del país con más de 4 millones de hectáreas, recientemente declarado Patrimonio de la humanidad por la UNESCO) que solo se podrá conocer a través de sobrevuelos autorizados en junio, julio, octubre y diciembre con ciertos operadores turísticos.

¿Qué brindan las áreas protegidas?

Beneficios esenciales para nuestra vida: la proteína animal y vegetal de nuestros alimentos, agua, materia prima, recursos medicinales y ornamentales. Asimismo, regulan la calidad del aire y el clima, sin contar que son hábitat de miles de especies y ecosistemas.

Son una de las estrategias más efectivas para conservar nuestra biodiversidad, pero también nos proveen espacios de recreación, turismo, inspiración para el arte, experiencias culturales. Así como actividades económicas sostenibles que son esenciales para distintas comunidades.

Deja un comentario