Con la plata del gringo…

septiembre 16, 2019 7:00 pm

por Mauricio Botero Caicedo
Tremendo escandalo ha armado la izquierda con la decisión del dueño mayoritario del Canal 1 de suprimir el noticiero, Noticias 1. Uno asume que los mamertos van a armar aún mayor escándalo cuando cale la siguiente noticia recientemente publicada en los medios: “Dos semanas después de que Hemisphere Media Group, los mayores accionistas del Canal 1, anunciaran que Noticias 1 no continuará al aire,

comienzan los primeros despidos. Son cerca de 25 a 30 personas las que recibirán la cartas de despedida en sus escritorios la próxima semana, según Graciela Torres conocida como «La Negra Candela». Serán dos mujeres las encargadas de elaborar la lista de quiénes deberán salir, no solo del programa de fin de semana que presenta Mabel Lara sino de la productora Nueva Televisión Colombia (NTC), a la que el director Hemisphere Group, Jim McNamara, también le cerró las puertas al no comprarle más contenido para reducir al máximo los costos. El remezón afectará también a CM&, dirigido por Yamit Amat, pues parte de la planta de periodistas y camarógrafos es compartida.”

¿Y por qué est a tan brava la izquierda? Porque los mamertos creen que tienen el derecho de emitir sus opiniones con la plata del gringo…y en su defecto, con la plata del contribuyente. Pero resulta que Mr. McNamara es un hombre de negocios gringo que poco le importan los lamentos histericones de la izquierda local. Para el gringo, el Canal 1 es un negocio que si funciona, es decir si da utilidades, bien. Y si no, sencillamente lo cambia o lo cierra. McNamara se dio cuenta que Noticias1 era un noticiero marginal, mediocre, y con poca audiencia; y decidió cerralo. Como dueño, tiene toda el derecho de hacerlo.

En cuando a dejar de comprarle contenido a la productora Nueva Televisión Colombia (NTC), tambien el gringo tiene todo el derecho de dejar de hacerlo, especialmente si considera que dicho contenido, con un fuerte sesgo a favor del gobierno anterior y en contra de Duque, es aburrido,

poco trancendental, y no atrae mayor audiencia. Si la iquierda está tan adolorida y quejumbrosa de las medidas del señor McNamara, que se meta la mano al drill y que le compre las acciones al Hemisphere Media Group, dueño del Canal 1, y por supuesto del noticiero.

Lo que la izquierda no puede pretender es seguir funcionando, pero con la plata del gringo, porque todo parece indicar que el gringo en esta ocasión se cansó de pitar…

Deja un comentario