Cómo comunicarse mejor con sus clientes le ayudará a aumentar las ventas

octubre 28, 2019 3:54 pm

Tags de esta nota:

Cada vez crece más el grupo de usuarios que prefiere chatear que hacer una llamada para concretar una compra, porque este, además de ser un proceso dispendioso y demorado, es muy poco efectivo y aburre rápidamente al consumidor actual, quien está en búsqueda de procesos de compra cada vez más sencillos, un contacto directo, pero rápido con los vendedores y, sobre todo, una atención personalizada.

Muchos de los emprendedores actuales, cuyo principal espacio de negocios son las plataformas digitales y las redes sociales, ya lo han entendido y por eso están priorizando el uso de chats como el canal principal por medio del cual se comunican con sus potenciales clientes. Este es un universo lucrativo: de acuerdo con cifras de la Cámara de Comercio Electrónico, en Colombia las transacciones digitales superaron los $50 billones de pesos durante 2017, y se espera que para el 2021 esa cifra supere los $80 billones.

“El reto de quienes quieren consolidar su negocio en el mercado digital está, precisamente, en saber aprovechar las herramientas tecnológicas para solucionar las fricciones que se presentan en cada paso del proceso de una venta: comunicación y servicio; pagos; entregas; y el conocimiento del cliente”, explica Hernando Varón, CEO de Peiky, una startup 100 % colombiana que automatiza todo el proceso de ventas que se lleva en un chat, para que desde el teclado del smartphone los vendedores aprovechen cualquier impulso de compra convirtiéndolo en una venta, sin tener que salir del chat en el que normalmente atienden a sus clientes.

Para Varón, existen tres aspectos que tanto empresas como emprendedores deben tener en cuenta si quieren sacarle todo el provecho a las plataformas digitales, hacer más efectivas las conversaciones con sus clientes y obtener así mayores ganancias por más ventas culminadas:

Responder a tiempo: diferentes herramientas digitales y todo el aporte de la inteligencia artificial pueden ser la más grande ayuda. “El objetivo debe ser automatizar la atención para responder a las preguntas más frecuentes con mensajes unificados. Lograr esto puede ayudar a gestionar mejor el tiempo, tener más clientes atendidos y satisfechos con una atención eficiente y personalizada”, dice Varón. Todo esto se trata, más allá de atender más requerimientos en menos tiempo, en estructurar toda una experiencia para el cliente, en la que sienta una verdadera conexión y cautivarlo para que nos siga escogiendo.

Menos pasos para una acción: potencializar cada impulso de venta que se inicia en un chat convirtiéndolo en una venta real es el gran reto del social commerce. Muchas decisiones de compra declinan por las fricciones que se presentan hasta el final del proceso. “Los vendedores tienen que apuntarle a gestionar toda su venta directamente desde el chat en el que sean contactados por sus clientes, sin tener que cambiar de aplicación o canal por donde se comunican con ellos. Esto permite que haya menos fricciones y por ende se incrementen los ingresos”, dice Varón. Existen herramientas como Peiky que solucionan tales fricciones y permiten un camino más fluido.

Comprender –y aprovechar- la data: la información de cada uno de los clientes –y potenciales- es el oro de la actualidad. “Sin duda, hay que aprovechar toda la data y consolidar bases robustas y confiables, que ayudarán a cualquier empresa a tener una mayor comprensión de los escenarios para saber atender mejor las necesidades de los clientes y darles exactamente lo que quieren”, concluye el experto.

El Social Commerce es una tendencia que viene al alza en Colombia y Latinoamérica. Se estima que en el país existen más de 4 millones de social sellers, mientras que en la región esa cifra podría llegar a los 40 millones. Este es un negocio próspero, sobre todo, si se le sabe sacar el provecho. Mayor interacción se resume en más ventas. Por eso, esta inversión en tecnología que permita mayor interacción, más que un gasto es un retorno que se verá, en el corto plazo, materializado en más ventas.

Deja un comentario