México: investigan compra de ventiladores con supuestos sobrecostos

mayo 4, 2020 2:30 pm

Tags de esta nota:

Foto: Google para reutilizar

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, señaló que su Gobierno investigará la compra de unos ventiladores mecánicos para enfermos del COVID-19 con un supuesto sobreprecio por parte del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) a una empresa del hijo de Manuel Bartlett, titular de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

«En este caso, la Secretaría de la Función Pública (SFP) debe hacer su trabajo, hacer su investigación y si resulta responsable tiene que ser sancionado igual que el funcionario que entregó este contrato», manifestó el mandatario durante su conferencia mañanera.

Horas después, la SFP informó en un boletín que investiga desde el 1 de mayo la adquisición de ventiladores por parte del IMSS y que ya se pidió información a este organismo, y reiteró que los procesos de compra deben ser transparentes.

De encontrar irregularidades «no solo se va a castigar a los funcionarios, sino a los actores que especulan contra el Estado y el interés público. Por lo que, de ser necesario, se dará vista penal, para lo que se espera la colaboración de las fiscalías General de la República y Especializada en Combate a la Corrupción», indicó el ministerio.

De acuerdo con una investigación de la organización Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI), el pasado 17 de abril la delegación en elccéntrico el estado de Hidalgo del IMSS firmó un contrato para la compra de 20 ventiladores con la empresa Cyber Robotic Solutions, propiedad de León Manuel Bartlett, hijo del titular de la CFE.

Según los datos obtenidos por MCCI, la compra se hizo por poco más de 31 millones de pesos (1,26 millones de dólares) lo que significó que se pagaron unos 1,5 millones de pesos (62.000 dólares) por cada ventilador.

Del mismo modo, la investigación señala que ese mismo día el IMSS compró un ventilador similar a otra compañía llamada Conduit Life, el cual tuvo un costo de 880.000 pesos (35.869 dólares), lo que representa una cantidad mucho menor de lo que se pagó en Hidalgo.

Deja un comentario