Treinta y siete partidos de la oposición se niegan a participar en el proceso electoral en Venezuela por considerarlo una “farsa”

septiembre 14, 2020 7:06 am

–Como una «farsa» consideran treinta y siete partidos de la oposición las elecciones parlamentarias convocadas por Nicolás Maduro en Venezuela. Las colectividades de la oposición, liderada por el presidente interino Juan Guaidó, reafirmaron que no participarán en ese proceso electoral. En contraposición, el excandidato presidencial Henrique Capriles llamó a no “regalar” el parlamento al gobierno en disputa.

“Aquí el verdadero dilema es luchar o no luchar y yo he decidido luchar, yo no me voy a quedar de brazos cruzados”, dijo Capriles.

La semana pasada el presidente en disputa, Nicolás Maduro, insistió en que el proceso electoral se llevará a cabo a pesar de las denuncias de que las condiciones no están dadas, especialmente por la escasez de combustible, y en general, la coyuntura presentada por la pandemia de COVID-19.

“Que nadie nos venga a hablar de suspender elecciones, nadie en el mundo, ¿oído? ¿Así o más claro? En Venezuela estamos obligados por la Constitución, llueva, truene o relampaguee hacer elecciones el 6 de diciembre, a hacer elecciones este año”, dijo Maduro.

Organizaciones de la sociedad civil venezolana lanzaron la plataforma “Venezuela Documenta”, que busca apoyar a los ciudadanos en los “reportes y registros de las incidencias y patrones vinculados al debilitamiento de la democracia, los derechos humanos, la participación política y los procesos electorales en el país”.

La iniciativa, creada con vistas a las elecciones legislativas convocadas por el gobierno en disputa para el 6 de diciembre, está formada por la Red Electoral Ciudadana, el Centro de Justicia y Paz (Cepaz), el Observatorio Global de Comunicación y Democracia, Voto Joven, Sinergia, Dale Letra y Diálogo Social.

Juan Mogollón, coordinador de la Red de Activistas Ciudadanos de Cepaz, destaca que más allá de la “legitimidad de árbitro” es necesario que la sociedad civil documente cuáles son las violaciones a los derechos humanos que se registran en medio de estas circunstancias.

“No solo se trata de declarar que nos están quitando nuestros derechos, sino también de documentar qué es lo que nos están quitando, corroborar con pruebas y denunciarlo ante la comunidad internacional”, dijo Mogollón.

Agregó que “la invitación es a sumarse, a no abandonar espacios para la acción ciudadana y a seguir registrando cada amenaza o vulneración que ocurra en este evento electoral que tenemos enfrente”.

Griselda Colina, coordinadora general del Observatorio Global de Comunicación y Democracia, detalló que se diseñó una estrategia para registrar las incidencias en la etapa preelectoral, electoral y post electoral.

“Tenemos varias vías para que la gente pueda enviar su reclamo o hacer su documentación. En primer lugar, a través de la red social Twitter usando la etiqueta #yodocumento6D. Esa etiqueta nos va a permitir hacer un barrido y recoger todas esas denuncias”, explicó.

Colina ofreció la plataforma a ciudadanos que fueron trasladados de centros electorales de forma “arbitraria” y que hicieron la denuncia en redes sociales.

“Para que quede la evidencia de a cuántas personas cambiaron de centros electorales y que eso pase de ser un comentario en Twitter, a ser una acción válida que se documenta de forma sistemática y que luego queda documentada en informes”, añadió.

Jesús Castellanos, politólogo y especialista en el ámbito electoral, destacó la importancia de dar “seguimiento sistemático, riguroso y documentado” a los principales hechos relacionados con las elecciones parlamentarias, especialmente en cuanto a su apego al marco normativo constitucional legal venezolano y a los estándares internacionales.

Castellanos recapituló algunas de las irregularidades que rodean el proceso, empezando por el cuestionado nombramiento de la directiva del CNE por parte de la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) del gobierno en disputa, que al declarar una presunta omisión legislativa, asumió competencias del parlamento, en medio de “un proceso contrario a lo definido en ley”.

Además, recordó la sentencia del TSJ contra los partidos políticos Acción Democrática, Primero Justicia y Voluntad Popular, lo cual afirma que socava “la autonomía y el derecho a asociación consagrado en la Constitución, un patrón del régimen desde el 2012 que atenta contra la participación y el pluralismo político”. (Información Voz de América).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *