GUERRILLERO DESERTOR REVELA PLAN DE LAS FARC PARA ASESINAR AL PRESIDENTE URIBE

marzo 13, 2008 11:52 am

136.jpg
Un desertor de las Farc aseguró que tuvo la misión de asesinar al presidente Alvaro Uribe, durante una visita que realizaría el mandatario al municipio de San Agustín y a Pitalito, en el sur del departamento de Huila.

El guerrillero se identificó como Joel Suárez Parra, alias “Camilo” quien hizo la confesión en declaraciones que concedió a la Cadena Ser de España y en las cuales aseguró, que efectivamente las Farc son una organización terrorista.

La Cadena Ser informó que Joel Suárez Parra estuvo 11 años dentro de las FARC de Colombia, y relató con lujo de detalles el pensamiento terrorista del grupo armado que tiene miles de secuestrados.

‘Camilo’ era su nombre de combate dentro de las FARC y era el jefe de finanzas de una división de la organización guerrillera al sur de Colombia, pero su vida ha dado un vuelco notable porque ha tomado la decisión de dejar el grupo armado para reintegrarse a la población civil, precisa el informe de la cadena española.

Añade que el ex guerrillero tenía como misión organizar un atentado contra el presidente de Colombia, Alvaro Uribe, pero dijo quen esa fue una de las órdenes que se negó a cumplir y que lo motivaron a salir de las FARC.

«La guerrilla, lo único que hace es derramar sangre contra la población civil» expresó desde Colombia el ex combatiente.

Los intereses de las FARC están alejados de la visión romántica en la que creen algunos europeos. «Lo que quiere es que todo dé resultado para ellos», aseguró Suárez Parra.

Tras 11 años en la guerrilla, ‘Camilo’ realizó tareas de inteligencia en la población de San Agustín, manejaba fondos del narcotráfico para obtener víveres y pertrechos para su división.

En la entrevista, Suárez Parra relató que «todo lo que venga por parte del estado es un objetivo militar» para las FARC, y que la política de matar población civil es «para hacerle cosquillas» al presidente Uribe, considerado «un pícaro» para la organización.

Joel Suárez Parra dijo que desconocía la suerte de los secuestrados en poder de las FARC, y de Ingrid Betancourt, particularmente, porque «eso lo manejan el secretariado y los mandos mayores», que evitan dar información sobre el asunto.

“Lo más preocupante de la confesión de ‘Camilo’ es que por cada liberado en las FARC se intentan secuestrar dos o tres personas, para mantener esas retenciones como moneda de cambio y evitar los ataques militares”, advierte la Cadena Ser, que agrega:

“’Camilo’ ha dejado la guerrilla después de 11 años, y sin temor asegura que la organización a la que perteneció «es terrorista».

«En esta guerra ya no nos queda más oportunidad» concluye en la charla con Carles Francino, y asegura que en las FARC «todas las órdenes que se reciben es derramar sangre de la población civil, secuestrar y extorsionar.

Los comentarios están cerrados.