Tuxtla mediando entre crisis

julio 30, 2009 9:41 am

Los países integrantes del «Mecanismo de Tuxtla», que se extiende ya de México a Colombia, pasando por Centroamérica e incluyendo a República Dominicana, trataron este miércoles en Costa Rica de echar agua a los incendios políticos que amenazan a la región.

El primero, la crisis generada en Honduras a partir del golpe de Estado que, el pasado 28 de junio, expulsó a Manuel Zelaya de la Presidencia.
El mandatario depuesto había anunciado su participación en la cumbre, pero finalmente no asistió, pues permanece en la frontera de Nicaragua con su país. En su lugar, concurrió su vicepresidente Aristides Mejía.
Tampoco asistió el presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, quien no oculta su desacuerdo con la propuesta de mediación realizada por el mandatario de Costa Rica, Oscar Arias.

Crisis hondureña

La cumbre, realizada en una playa del Pacífico costarricense, fue clausurada este miércoles con una declaración donde se reitera una condena enérgica al «golpe de Estado llevado a cabo en contra del gobierno constitucional de la República de Honduras, el grave daño perpetrado en contra de su institucionalidad democrática y el ejercicio legítimo del poder de su presidente constitucional José Manuel Zelaya Rosales».
Los presidentes reiteraron también su apoyo a la iniciativa presentada la semana pasada por el presidente Oscar Arias, en su calidad de mediador en el conflicto entre las partes en Honduras.

La propuesta de Arias contempla el retorno de Zelaya al poder, la integración de un gobierno de unidad nacional y el adelantamiento en un mes de las elecciones previstas para noviembre próximo, entre otras medidas.

Arias habló de la amenaza de «ostracismo» que pesa sobre el gobierno interino de Honduras, que encabeza el ex presidente del Congreso Roberto Micheletti, si sigue desconociendo la presión internacional y el aislamiento a que está sometido, ya que no ha sido reconocido por ningún gobierno en el mundo.

La propuesta de Arias fue apoyada por el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), José Miguel Insulza, presente en la reunión.
«La OEA ha respaldado y participado durante la mediación que ha impulsado el presidente Arias y, por tanto, apoyamos el Acuerdo de San José. Creemos que un régimen aislado difícilmente pueda mantenerse. Si nos mantenemos unidos podremos lograr la paz y restituir el orden constitucional», afirmó Insulza.

Pese a las presiones, la crisis parece estar aún lejos de una solución negociada, pues Micheletti remitió la propuesta de Arias a la Corte Suprema y al Congreso, que deben pronunciarse sobre su eventual aceptación.

Venezuela-Colombia

La OEA ha respaldado y participado durante la mediación que ha impulsado el presidente Arias y, por tanto, apoyamos el Acuerdo de San José. Creemos que un régimen aislado difícilmente pueda mantenerse. Si nos mantenemos unidos podremos lograr la paz y restituir el orden constitucional
La otra crisis a la que trataron de evitar que se extienda es la surgida entre Colombia y Venezuela.

El presidente de Colombia, Álvaro Uribe, participó en la reunión, en la que su país fue aceptado formalmente como miembro pleno del grupo de Tuxtla.
Pero el venezolano Hugo Chávez no estaba presente, pues Venezuela no es parte de este acuerdo.

Sin embargo, la decisión del mandatario venezolano de congelar las relaciones con el vecino país provocó la reacción del secretario general de la OEA, quien se ofreció como mediador, si las partes así lo solicitan.

(Con información de la BBC)

Los comentarios están cerrados.