En el 2030 los biocombustibles reducirán 4,3 millones de toneladas de CO2

junio 11, 2021 8:29 pm

Los Biocombustibles son energéticos renovables que contribuyen significativamente a la reducción de emisiones de gases efecto invernadero, al tiempo que disminuyen los costos en salud pública asociados a la mala calidad del aire. El uso de Biocombustibles en el sector transporte representa la alternativa de mayor celeridad para que el país logre cumplir la meta de reducir en un 51 % las emisiones CO2 al 2030.

El Bioetanol que se produce de la caña de azúcar, se utiliza en mezclas del 10% con gasolina y el biodiésel, de aceite de palma, en mezclas del 12% con diesel. Precisamente, debido a su origen natural, son biodegradables y renovables, al tiempo que disminuyen la dependencia de los combustibles fósiles.

“Estos energéticos al no contener azufre ni hidrocarburos aromáticos en su composición química, cuando se mezclan con los combustibles fósiles, reducen de manera proporcional las emisiones de material particulado y conduce a la mejora sustancial de la calidad del aire que respiramos, como lo demuestran estudios de la Universidad de Antioquia y la Universidad Nacional” indicó Jorge Bendeck, presidente de la Federación Nacional de Biocombustibles de Colombia.

Precisamente, el material particulado es una mezcla de fragmentos sólidos o líquidos de polvo, cenizas, hollín, hidrocarburos, metales, entre otros componentes, que se generan principalmente por las emisiones de fuentes móviles como buses, motos y camiones. Estos representan un gran riesgo para el sistema respiratorio de las personas debido a su tamaño, >10 micras, haciendo que se puedan acoplar fácilmente a las paredes del pulmón. Es por esta razón que el uso de biocombustibles, tiene un impacto positivo no solamente al mitigar los efectos del cambio climático sino para mejorar la calidad de vida de los habitantes de las ciudades más contaminadas.

Sostenibilidad

Teniendo en cuenta los problemas que actualmente enfrenta el mundo en materia ambiental, los biocombustibles se han convertido en una fuente de energía renovable y sostenible, debido a sus características que ayudan a mitigar los efectos del calentamiento global

Cabe destacar que su producción es estratégica para cualquier país, porque le permite reducir su dependencia de los combustibles no renovables y contribuir a mantener las reservas de estas fuentes energéticas como son el petróleo y el gas.

“Migrar hacia un mundo más sostenible también implica el uso de combustibles más amigables con el medio ambiente y justamente los biocombustibles contribuyen a este fin. Sin contar que son más sustentables en el tiempo, lo que representa grandes beneficios para la sociedad”, concluyó Bendeck.

Se calcula que, desde el inicio del Programa Nacional de Biocombustibles en Colombia, las mezclas de los biocombustibles con los combustibles fósiles han dejado de lanzar a la atmósfera alta más de 28 millones de toneladas de gases de efecto invernadero y más de 7 mil toneladas de material particulado, lo que equivale a retirar de circulación entre 400 mil y 1,5 millones de vehículos al año.

Además de su aporte para mejorar la calidad del aire en el país, esta agroindustria genera más de 90 mil empleos y beneficia a más de 360.000 colombianos.

Deja un comentario