Las vacunas han reducido de manera sustancial en Colombia la mortalidad por causa del Covid-19: Minsalud

junio 25, 2021 5:46 am

–Una reducción sustancial de la mortalidad en los sectores de población priorizados con mayor riesgo y además en la transmisión del contagio, ha provocado la vacunación contra el Covid-19 en Colombia, según lo aseguró el viceministro de Salud, Luis Alexander Moscoso.

No obstante advirtió que las personas jóvenes, menores de 50 años, están siendo la población que más casos nuevos está generando y la que mayoritariamente está ocupando las unidades de cuidado intensivos, UCI, en el territorio nacional.

Aclaró que esto no significa que la enfermedad sea más agresiva con los jóvenes, aunque por la afluencia de las nuevas variantes del SARS CoV-2 que según se ha demostrado son más contagiosas, sin duda alguna, los perfiles etarios de contagio y de mortalidad han cambiado.

Por ello, frente a esta situación y también al agresivo pico que el país se encuentra atravesando, exhortó a la población a continuar reforzando las medidas de autocuidado.

«El virus está esperando a que nos dejemos de lavar las manos, que nos quitemos los tapabocas, que estemos en aglomeraciones, que no estemos en espacios ventilados que dejemos de atender los protocolos de bioseguridad; es importante que entre la vacunación y nuestro cuidado, bajemos esas cifras de mortalidad y de contagio».

El viceministro recordó a la ciudadanía que desde la concepción del Plan Nacional de Vacunación se pretendía reducir la mortalidad entre los sectores más vulnerables o de alta exposición de enfermar o desarrollar cuadros más graves por la enfermedad, es decir, los adultos mayores y el talento humano en salud. Sin embargo, en las etapas posteriores de la ruta, era necesario incluir a aquellas personas con ciertas comorbilidades que también contaban con evidencia y soporte necesario para producir pronósticos más graves o incluso fallecer.

Como segundo objetivo de esta ruta, explicó Moscoso, se estipuló la disminución de la transmisión de la enfermedad, dicho de otra manera, vacunar a los grupos de riesgo o los sectores que generaran una mayor interacción y fueran necesarios para la reactivación de los diferentes frentes de la economía y la sociedad, entre esos el sector educativo, las fuerzas militares, las entidades públicas entre otros.

Al respecto, Moscoso se mostró satisfecho de la velocidad que ha tomado el Plan, ya que diariamente se están administrando alrededor de 300.000 dosis diarias y que le permite a Colombia, al día de hoy, contar con alrededor de 5.350.000 personas con el esquema completo y más de 16 millones con una sola dosis, «lo que significa que algo más del 10 % de la población nacional ya se encuentra inmunizada», añadió.

Con relación a la cobertura por grupos etarios, el alto funcionario expuso que 88.97 % de las personas de 80 años y más ya ha recibido al menos una dosis; de los 75 a 79 años, un 78,21 %; de 70 a 74, un 76.58 %; de 65 a 69, el 71.75 %; y de 60 a 64 años, un 65. 49%.

Aunque este avance es significativo, el viceministro Moscoso manifestó que aún no es suficiente y que desde las entidades territoriales y EPS se necesita seguir promoviendo la vacunación y que la población complete sus esquemas.

«De cuatro personas que tenemos en riesgo ya hemos vacunado tres, y ese que no se ha vacunado están ingresando a las Unidades de Cuidado Intensivo y perdiendo la vida. Aún tenemos una carga de casi 25 % de la población que solo cuentan con una sola dosis y con las autoridades debemos trabajar para vacunar hasta el último colombiano mayor de 50 años, porque es incomprensible que sigan perdiendo la vida cuando tienen la solución a la mano», reseñó.

El viceministro también se mostró satisfecho por la ejecución del Plan Nacional de Vacunación contra el covid-19 y el trabajo articulado entre el Gobierno Nacional y los entes territoriales. No obstante, dio claridad en que no ha sido un trabajo fácil, ya que el país cuenta con más de 4.000 puestos de inmunización en más de 1.000 municipios y la distribución de los biológicos puede generar retrasos.

«Entendemos que haya preocupación por parte de la población por la falta de vacunas en los puestos de vacunación. Sabemos que significa tiempo, recursos económicos y estamos conscientes de eso y no debería ocurrir, pero desafortunadamente en un territorio tan extenso como Colombia, tenemos presente que pedirles a los entes uno o dos días más de espera.

Del mismo modo, dio un parte de tranquilidad a la población del territorio nacional sobre el acopio de los inyectables que el país está adquiriendo semanalmente, y que las dosis de aquellos que no han logrado completar su esquema con el mismo biológico, se encuentran aseguradas y contadas. «No se preocupen si su segunda dosis se demora una semana, su unidad está asegurada», exaltó.

Asimismo, Moscoso hizo referencia al acto administrativo que dispone las reglas con las que los territorios podrán generar una apertura gradual y responsable de todos los sectores económicos y sociales de la población, ya que el país necesita combatir la otra pandemia que según él, la vemos, la sentimos, pero no la asociamos.

«La pandemia del hambre, de la falta de trabajo, de la pobreza, de la pérdida de valor y de las vidas que nos ha quitado. Hace cuánto no compartimos un escenario cultural o deportivo sin afectar la salud y la vida de las personas. Esta es una resolución que le dice a la gente qué hacer y qué ir haciendo cuando no tengan una ocupación mayor del 85 % y que las ciudades que cumplan con esas características puedan tener una reactivación económica y social segura y que recuperemos esa dinámica del trabajo», manifestó.

Aseguró también que esta será una decisión por parte de los mandatarios locales en aquellas regiones con una afectación de la enfermedad moderada, que ya cuenten con un porcentaje importante de personas vacunadas y que apliquen un gran número de pruebas

«Estamos viendo por ejemplo en Leticia, Barranquilla y otras ciudades del Caribe que presentan una tendencia importante en la prevalencia de la enfermedad y que han ido adquiriendo una gran velocidad en la vacunación, pueden hacer esos procesos graduales. Otro es el caso en aproximadamente 15 territorios cuya ocupación es mayor del 90 % y que nos preocupan, pero seguimos trabajando todos los días para mantener un equilibro, porque la vida y la salud está por encima de todo, pero a medida que nos protejamos podemos ir ganando estos otros espacios», dijo.

El país recibió el primer lote de vacunas de la farmacéutica Janssen, cuya particularidad es de ser de una sola dosis y que permitirá agilizar el proceso de inmunización en los territorios más alejados de los cascos urbanos, por ahora, en un plan piloto que incluye 44 municipios.

La razón por la cual se tomó esta determinación, aseveró Moscoso, «es por la imposibilidad de algunos lugares a los que sea difícil volver una segunda vez, o población que puede que encontremos una vez, pero no una segunda; o por características especiales de movilidad, como las poblaciones indígenas en algunas regiones. A ellos se destinarán, por supuesto, si es su deseo vacunarse», ultimó.

Los comentarios están cerrados.