En Colombia, somos playa

octubre 15, 2021 2:50 pm

Por: Luis Eduardo Forero Medina
El inventario nacional sobrepasa las tres centenares de playas en el Océano Pacífico, donde predominan los bosques de manglar; en el Caribe Continental y el Caribe insular, donde señorean ecosistemas altamente productivos como los arrecifes de coral.

Es un territorio marino que en su conjunto representa el 45% de los 2.070.408 kilómetros cuadrados del área total del país, con el privilegio de contar con 2900 kilómetros de costas, circunstancia que nos ubica entre las diez naciones con mayor diversidad, en cuanto a especies de flora y fauna que habitan particularmente en los departamentos costeros de La Guajira, Magdalena, Atlántico, Bolívar, Sucre, Córdoba, Choco Caribe, Antioquia, San Andrés y Providencia , y en el Pacifico colombiano: Choco Pacífico, Valle del Cauca, Cauca y Nariño, territorios en los que el visitante disfruta en las playas de senderos ecológicos, caminatas dirigidas y avistamiento de ballenas y de tortugas.

Ciento treinta y cuatro playas, 65 urbanas y 69 rurales, ha identificado Dimar, la autoridad marítima colombiana, como playas turísticas; unas y otras, cuya reapertura se produjo hace un año, las del Caribe y Pacífico, son bañadas por aguas transparentes, tranquilas y cálidas; convirtiéndose en escala obligatoria de incontables aves migratorias, en sinónimo de esparcimiento y recreación, llenas de música, rodeadas de extensas llanuras, aptas algunas para buceo, snorkeling, surfing y práctica de deportes náuticos con motor o sin. Cuatro de las playas colombianas fueron galardonadas por la “eco -etiqueta”, certificación relacionada con los ámbitos de calidad de las aguas de baño, información y educación ambiental , gestión ambiental, y seguridad y servicios e instalaciones; cualidades suficientes de las Playas de Maguipi (Buenaventura), Jhonny Cay (San Andrés ), Playa Azul (La Boquilla, en Cartagena) y Playa Bello Horizonte (Santa Marta), a la certificación Blue Flag (Bandera azul) que desde 1987, premia las playas que cumplen con ciertas normativas. Dos playas del parque Nacional Natural Tayrona, La Piscina y La Piscinita, se hallan en proceso de certificación lentos y promisorios para estas aguas que cuentan con ecosistemas marino-costeros (pastos marinos, manglares) y una barrera natural que hospedan cantidad de corales que sirven de hábitat para cantidad inimaginable de peces.
Distintas playas se disputan de ser la mejor de Colombia, entre las cuales está Playa Blanca, en Barú, que siempre ha presentado sobrecupo de visitantes; de arenas blancas, aguas transparentes, a la que se puede acceder en barco. El Parque de Tayrona, ubicado en faldas de la Sierra Nevada de Santa Marta, a 34 kilómetros de esta ciudad, ofrece amplias playas, entre otras Playa Nudista/Boca del Saco; Playa Brava, ideal para camping y hamacas; Playa Castillete, donde el mar es muy oleado y fuerte; Playa Cañaveral, una de las más peligrosas del PNNT. Un plan infaltable en esta zona es la Playa de 7 olas, como primera estación, siguiendo hasta Neguanje para alquilar una lancha que lo lleva a Playa Cristal o Playa del Muerto en 8 minutos. En la misma ciudad está el balneario El Rodadero, de playas de arena blanca y mar de color azul verdoso. En la península de La Guajira se encuentra el Cabo de la Vela, cuyas playas son vistas como paradisiacas por confundirse con el desierto. La zona insular de Cartagena, con 19 kilómetros de playas, abarca las comunidades de Tierrabomba, Islas del Rosario y la isla de Barú, compuesta por “arena carbonatada”, a la que se accede por vía acuática o en vehículo, cruzando el Canal del Dique por un planchón o ferry, y el Archipiélago de San Bernardo. La playa estimada como las de las aguas más cristalinas de Colombia, está en la isla de Tintipan, uno de los principales islotes que integran el archipiélago de San Bernardo del Viento. Cartagena igualmente tiene profusa oferta de playas en Bocagrande. En la Costa Pacífica, las playas están enmarcadas entre la selva virgen chocoana y el océano Pacífico, siendo atravesados cada uno de estos escenarios naturales por riachuelos de aguas cristalinas que alimentan el mar. Juancho, Ladrilleros y La Barra, al sur del pacifico colombiano –entre Buenaventura y Bahía Málaga-, hacen parte del Parque Nacional Naural Uramba Bahía Málaga, “el cual es conocido por ser uno de los destinos con mayor biodiversidad del mundo” (Emilia Villalobos). La playa de Sapzurro en el municipio de Acandì (Chocó) hace de esquina de América del Sur en el Golfo de Urabá. A diez minutos en lancha desde Sapzurro está Capurganà, en el municipio de Acandì, en la frontera con Panamá, donde se disfruta de piscinas naturales y cascadas. Las Playas de Necocli son el principal atractivo del municipio antioqueño del mismo nombre, distante por carretera aproximadamente ocho horas de Medellín. En el marco de la semana del mar, la playa de Spratt Bihgt en San Andrés es disfrutada con diversos eventos. En Playa Terquito, al suroeste del municipio de Nuquì, de arena siempre gris, las ballenas jorobadas están en los primeros puestos, mientras se aprende a surfear en las mejores olas de Colombia, montar en Kayak, y en tanto miles de cangrejos rojos caminan en grupos gigantes y largas filas de pelicanos vuelan sobre los visitantes. Nuqui está a punto de convertirse en uno de los principales destinos turísticos de todo el mundo, según se informó oficialmente.
@luforero4

Deja un comentario

cialis 20 mg viagra cialis fiyat