Radican escrito de acusación por muerte de líder de restitución de tierras en Curvaradó, Chocó

julio 15, 2013 3:14 pm

juez

Por su participación en el homicidio, tortura y posterior desaparición del líder de restitución de tierras de Curvaradó, Chocó, Manuel Antonio Ruiz Torregrosa y su hijo menor de edad; la Fiscalía Cuarta Especializada de la Unidad Nacional contra los Delitos de Desplazamiento y Desaparición Forzada radicó escrito de acusación en contra de Alexander de Jesús Ceballos Restrepo, Aldemir Domico Bailarín, James Dubán Manco y Adriana Janeth Osorio Bustamante, miembros de las Autodefensas Gaitanistas de Colombia.

En la investigación se estableció que el 23 de marzo de 2012, las víctimas se desplazaron desde el corregimiento de Pavarandocito hacia zona urbana del municipio Mutatá (Antioquia), para realizar unas recargas a celulares con el fin de acceder a un premio ganado en un supuesto concurso realizado por un empresa de telefonía celular, según el testimonio de la esposa de Ruiz Torregrosa.

Al no contar con la cantidad de dinero para pagar las recargas hechas en el establecimiento La Sorpresa, salieron sin pagar, motivo por el cual fueron conducidos a la estación de policía de ese municipio, por solicitud de la propietaria del establecimiento comercial Adriana Janeth Osorio Bustamante. Allí hicieron los procedimientos policiales respectivos, sin embargo, no se instauró denuncia por la persona afectada, motivo por el cual fueron dejados en libertad.

Una vez ocurrido el incidente Adriana Janeth Osorio Bustamante generó una alerta a las citadas autodefensas con injerencia en Mutatá, quienes se organizaron, y por orden de sus comandantes, generaron actividades tendientes a vigilar, controlar y hacer seguimiento a Ruíz Torregrosa y su hijo menor.

Por su parte, Manuel Antonio Ruiz Torregrosa y su hijo, una vez salen de la estación de policía abordaron trasporte hacia el corregimiento de Apartadocito donde residían, mientras que según lo escuchado por testigos de los hechos alias El Indio o Vladimir le dijo a alias James, otro integrante del grupo ilegal que: “se encargue de ellos y que en el basurero se ven”.

En la acusación a los implicados, se explica que una vez el rodante abandonó el perímetro urbano y había recorrido aproximadamente cuatro kilómetros, a la altura del lugar conocido como el basurero, tres sujetos detuvieron la marcha del vehículo e hicieron descender del mismo a Manuel Antonio Ruiz Torregrosa y su hijo; ordenando que el vehículo continuara la marcha con los demás pasajeros; privando ilegalmente de la libertad a padre e hijo y ocultándolos al interior de una vivienda deshabitada del sector.

Para la Fiscalía Aldemir Domico Bailarín, alias Vladimir o El indio, es acusado como autor material directo del delito de concierto para delinquir agravado con fines de cometer homicidios, desapariciones, tortura y conformación de grupos al margen de la ley, no solo por pertenecer a la organización armada al margen de la ley, sino porque se infiere que ha conocido los hechos.

Según lo relatado por un testigo, alias Vladimir estuvo el día de los hechos presente en la empresa indagando por las víctimas y les hizo seguimiento y ordenó a alias James encargarse de ellos.

En cuanto a James Duván Manco, alias James o Chupeta, existen elementos de convicción, para acusarlo del delito de concierto para delinquir agravado con fines de cometer homicidios, desapariciones, tortura y conformación de grupos al margen de la ley. De acuerdo con el relato del testigo, después de recibir la orden de alias Vladimir, James salió corriendo se subió a la buseta donde iban el señor y su hijo.

Adriana Janeth Osorio Bustamante es acusada como autora material directa del delito de concierto para delinquir agravado con fines de cometer homicidios, desapariciones, tortura y conformación de grupos al margen de la ley no solo por pertenecer a la organización armada al margen de la ley, sino porque habría sido la persona determinó la desaparición forzada agravada, el homicidio agravado y tortura, al haber efectuado la llamada a uno de los integrantes de la grupo e informar acerca de lo sucedido con Manuel de Jesus Ruíz y su hijo, para que se procediera conforme a las reglas trazadas por esa organización criminal.

Por su parte Alexander de Jesús Ceballos Restrepo, alias Grillo, deberá responder como supuesto autor material directo del delito de concierto para delinquir agravado con fines de cometer homicidios, desapariciones, tortura y conformación de grupos al margen de la ley; ya que se estableció que este y otros integrantes de la organización se ubicaron en el sitio conocido como Palo de los Vagos, el cual se localiza frente a la alcaldía de Mutatá y cerca de la empresa de transportes donde se encontraban las víctimas.

Deja un comentario