Perú: expresidente Fujimori fue hospitalizado por problemas cardíacos

agosto 17, 2019 9:08 am

Tags de esta nota:

Foto: @albertofujimori

El expresidente peruano, Alberto Fujimori, de 81 años, fue trasladado desde la prisión de Barbadillo en la que cumple su sentencia de 25 años de cárcel, a una clínica de la ciudad de Lima, para ser atendido por problemas cardíacos y dolores en un oído.

El médico de Fujimori, Alejandro Aguinaga, explicó que el expresidente (1990-2000), estaba sufriendo de taquicardias en las mañanas, lo cual le fue generando un malestar permanente.

«Hoy día y al comienzo de la tarde, le dije que lo mejor era que tenga una evaluación por los cardiólogos, eso sumado a que tiene unos problemas de oído también», comentó Aguinaga del partido Fuerza Popular.

El médico señaló que «se decidió trasladarlo a la clínica, para que pueda tener una evaluación en profundidad con algunos medios auxiliares, que pueda ser visto por los cardiólogos y recibir un tratamiento para corregir esto que le viene causando molestias».

Además de los problemas cardíacos, Fujimori presenta dolor en el oído izquierdo, por lo que posiblemente requiere atención de un otorrinolaringólogo, indicó Aguinaga. El médico recordó que Fujimori es «cada vez una persona de más cuidado», por su edad.

El expresidente fue condenado a 25 años de cárcel por las matanzas de Barrios Altos y La Cantuta, cometidas por el grupo encubierto Colina en 1991 y 1992, y después de un indulto otorgado en 2017 por el expresidente Pedro Pablo Kuczynski, regresó a la prisión a inicios de este año tras irregularidades en su trámite.

Keiko Fujimori, hija del expresidente, también se encuentra detenida en una cárcel de mujeres, mientras es investigada por lavado de activos, por sus presuntos vínculos con la empresa brasileña Odebrecht.

En los próximos días, una sala suprema debe decidir sobre el pedido presentado por la defensa de Keiko Fujimori, para anular su detención preventiva por 36 años, junto a varios de los implicados por el mismo delito en su organización partidaria.

Deja un comentario