Bogotá

Distrito adelanta investigación frente al caso de Alejandra Monocuco

Alcaldía adquiere nuevas ambulancias

La Secretaría de Salud, la Secretaría de Integración Social (Subdirección para Asuntos LGBTI) y la Secretaría de Planeación (Dirección de Diversidad Sexual) lamentan públicamente el fallecimiento de Alejandra Monocuco el pasado el pasado 29 de mayo en horas de la madrugada.

Informaron que, una vez revisadas las actuaciones relacionadas con este caso y dado el compromiso de esta administración con el reconocimiento y garantía de los derechos humanos y la diversidad de género y sexual, precisaron:

De todos y cada uno de los servicios que se prestan a través del Centro Regulador de Urgencias y Emergencias existe una bitácora que queda grabada en tiempo real durante las atenciones.
De esta bitácora, particularmente, se identificó que en el caso de Alejandra Monocuco, desde la llamada a través de la cual fue reportada la emergencia, se tuvo conocimiento de la situación de VIH positivo, lo cual no se constituyó, en ningún momento, como un factor que impidiera o retrasara el despacho de las ambulancias ni del personal de salud que brindó la atención a la paciente.
Para el caso de Alejandra Monocuco se presentaron dos solicitudes de atención de emergencia, las cuales fueron atendidas:

En la primera atención realizada a las 00:49 horas, por parte de la móvil 5041, se realizó una revisión minuciosa y completa, sin darse traslado a un centro asistencial, pues según se refiere en la bitácora verbal, la paciente Alejandra Monocuco se negó a ser traslada. Aclaramos a la opinión pública que no existió la firma de un desistimiento escrito, lo cual reconocemos como un error del comunicado emitido el 29 de mayo y por lo cual como Secretaría de Salud ofrecemos excusas públicas.
En la segunda atención, realizada a las 02:40 horas, la móvil 6270 asiste al lugar por una segunda llamada y encuentra a la paciente Alejandra Monocuco sin signos vitales, y se activa la ruta para determinar la causa de la muerte y poder certificar su deceso.
Posteriormente, se realizó llamado al Grupo de Atención Humanizada de la Defunción de la Secretaría de Salud, que acudió al domicilio de Alejandra Monocuco, procediendo a realizar la certificación de su fallecimiento. Igualmente, se activó el protocolo establecido para las personas fallecidas en domicilio por sospecha de COVID-19. Desde la Secretaría Distrital de Salud, se realizó la asesoría y la articulación con el servicio de emergencia social (Casa Rosada) de la Secretaría de Integración Social para acceder al auxilio funerario.
La Secretaría de Integración Social, desde la Subdirección para Asuntos LBGTI, una vez en conocimiento del caso a las 06:30 horas, activó la ruta con Enlace Social para el apoyo fúnebre, y acompañó el procedimiento notarial, así como los trámites correspondientes para la declaración extrajuicio. Lo anterior, teniendo en cuenta que la persona fallecida no contaba con un familiar para realizar el registro de la defunción, requisito necesario para el servicio funerario. Dada la causa de muerte certificada, se procedió a dar cumplimiento al documento: “Orientaciones para el manejo, traslado y disposición final de cadáveres por COVID-19” emitida por el Ministerio de Salud y Protección Social.
La Secretaría de Planeación, desde la Dirección de Diversidad Sexual, realizó acompañamiento presencial para apoyar la articulación interinstitucional entre la Alcaldía local de Mártires y las Secretarías de Integración social y la Secretaría de Salud, en lo relacionado a la prestación de servicios de la oferta Distrital requeridos para el caso en mención.