Se trata de Juan Martín Quijano Díaz, padre de una exfuncionaria del Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario, Inpec, quien fue condenado a 117 meses de prisión por enriquecimiento ilícito de $764,093,000 los cuales fueron girados por su hija Yilda Quijano Rodríguez, quien para la época de los hechos manejaba la caja menor de viáticos de esa entidad.

El Juzgado Doce Penal del Circuito de Bogotá, que adelantó el juicio oral, consideró que la Fiscalía General de la Nación demostró que Quijano Díaz actuó de forma irregular para que enriquecerse con dineros públicos.

Los hechos ocurrieron entre 2010 y 2013, cuando según la investigación, tres funcionarios del Inpec y Quijano Díaz se habrían apropiado de forma irregular de cuatro mil setecientos cuarenta millones novecientos treinta y seis mil, setecientos noventa y cinco pesos ($4.740.936.795), que hacían parte de la caja menor de viáticos del instituto penitenciario.

El Juzgado ordenó que además de la pena de 9 años y medio de prisión, Juan Martin Quijano Díaz debe pagar una multa de mil quinientos veintiocho millones ciento ochenta y seis pesos m/cte. (1.528.000.186).

Por su parte, la Fiscalía General de la Nación continúa su actuación procesal ante el Tribunal Superior de Bogotá, para lograr también que se condene Quijano Díaz por el delito de peculado por apropiación agravado por la cuantía.

El hoy condenado se encuentra privado de la libertad en la cárcel Distrital.

Por estos hechos ya fueron condenados los exfuncionarios del Inpec Yilda Quijano Rodríguez, Carlos Eduardo Figueroa Burbano y Héctor Giovanny Marín Bautista.