Pacto con comerciantes de San Victorino para una reactivación económica segura

junio 10, 2020 8:39 pm

El Distrito, las asociaciones de comerciantes y líderes de los vendedores informales de San Victorino firmaron el Pacto Social para la protección de la vida y la reactivación económica en donde se establecieron siete puntos de obligatorio cumplimiento en materia de salud, seguridad y bienestar de los comerciantes, usuarios y transeúntes del sector.

Antes del 18 de junio una mesa técnica deberá establecer en detalle las reglamentaciones sobre las medidas de trabajo en horarios nocturnos y establecimientos de turnos de alternancia del comercio.

Los siete puntos describen las acciones que deberán desarrollar los comerciantes para la reactivación económica, tras el cierre de locales y bodegas por la contingencia de la pandemia.

Los puntos esenciales dentro del pacto son:

• La instalación de lavamanos para el uso de comerciantes y clientes

• Establecer nuevos horarios de atención que reemplacen a los tradicionales madrugones y la reubicación de vendedores informales.

“Si San Victorino logra organizarse, será un ejemplo para todos los otros sectores comerciales y de economía popular. Por eso no queremos que esto sea una reglamentación que dicte la Administración Distrital, sino un acuerdo de acción colectiva y de voluntades que nos permitan darle autorregulación a importantes zonas comerciales de la ciudad que involucran vendedores formales e informales», afirmó el secretario de Gobierno, Luis Ernesto Gómez

Pacto comerciantes

Estos son los puntos acordados:

1. Los comerciantes implementarán medidas de autocuidado individual y colectivo plasmados en los protocolos de bioseguridad. Se debe instalar y adecuar equipamientos para el lavado de manos y la desinfección de comerciantes y usuarios.

Así mismo, el IPES deberá hacer entrega de tapabocas para la población de vendedores informales. Por su parte, los comerciantes del sector harán una donación de 2.000 tapabocas.

2. Se establecerán horarios especiales de funcionamiento y atención al público respetando los marcos establecidos por la Administración Distrital para el sector comercial, de 12 de medio día a 12 de la noche, con el ánimo de minimizar el impacto de las aglomeraciones en el sector. Para precisar los horarios y mecanismos de funcionamiento de los establecimientos se conformará una mesa técnica que tendrá como mínimo:

a.El reemplazo temporal de los tradicionales “Madrugones” por estrategias que respeten el horario señalado, como por ejemplo, “Trasnochones”. b.Análisis técnico en términos de viabilidad jurídica y de estudio de cargas para la ubicación de vendedores informales en la Manzana 22 u otros espacios disponibles en el sector y que se consideren pertinentes para disminuir las aglomeraciones en el sector.

Para este fin, el IPES empecerá a realizar un mapeo del sector, así como una caracterización de la población. c.Establecimiento de turnos alternados para el comercio, incluso dentro del horario establecido.

La Mesa queda instalada con la firma de este pacto y trabajará hasta el 18 de junio con los resultados finales para que inicien inmediatamente su aplicación.

3. Los comerciantes se comprometen a descargar las aplicaciones GABO y/o CORONAPP para registrar su estado de salud diariamente.

4. Para garantizar la sostenibilidad de estos horarios, es necesario implementar medidas especiales de seguridad para comerciantes y visitantes del sector, por lo cual las instituciones competentes desarrollarán estrategias diferenciales para el sector.

5. El estudio de reubicación temporal, además de la dirección del IPES, contará con la participación de la Empresa de Renovación Urbana ERU, Departamento Administrativo Del Espacio Público DADEP, Instituto de Desarrollo Urbano IDU.

6. Los comerciantes establecerán mecanismos de control de acuerdo con las medidas tomadas por la administración que regulen la entrada y salida de los locales para evitar aglomeraciones.

7.La representación de este acuerdo, así como su difusión y comunicación estará en cabeza de los firmantes, reconociendo en todo momento la disposición y el compromiso común para hacerlo realidad.

El director del IPES, Libardo Asprilla Lara, enfatizó que no se está autorizando la reapertura de los comercios, sino la creación de una comisión técnica.

“Esta comisión se encargará de organizar y hacer el cronograma de seguimiento e implementación de los siete puntos acordados en cada una de las actividades para lograr la reactivación económica de los establecimientos esenciales y autorizados por la Alcaldía de Bogotá”, dijo el funcionario.

La mesa de diálogo que permitió este acuerdo fue liderada por la Secretaría de Gobierno y el Instituto Para la Economía Social (IPES), y contó con la participación de la Alcaldía Local de Santa Fe, la Secretaría de Desarrollo Económico, las asociaciones de comerciantes de San Victorino, representantes de los vendedores informales y la Personería Distrital como garante del proceso.

Los comentarios están cerrados.