Tailandia, al borde del golpe de estado

noviembre 27, 2008 12:27 pm

Los grandes centros comerciales de Bangkok han empezado a cerrar sus puertas y las empresas han mandado a sus empleados a sus casas ante los crecientes rumores de que el Ejército tailandés está a punto de dar un golpe de Estado en el país.

Fuentes militares consultadas por elmundo.es en los últimos minutos aseguran que la acción de las fuerzas armadas podría producirse en cualquier momento y que los generales se encuentra reunidos para tratar de organizar «una toma de poder lo más tranquila posible».

Oficialmente se rechaza este extremo. El portavoz del Ejército de Tailandia, Sansern Kaewkamnerd, ha negado que las Fuerzas Armadas preparen un golpe de Estado.

Tailandia se encuentra prácticamente incomunicada por aire con el resto del mundo después de que seguidores de la oposición tomaran el segundo aeropuerto de la capital y mantuvieran el control sobre el primero, asaltado el día anterior. Los dos únicos aeródromos con rutas exteriores que quedan abiertos en el país, en las ciudades de Chiang Mai y Phuket, ofrecen conexiones mínimas y ningún enlace aéreo con la capital.
Los aeropuertos permanecen cerrados y miles de viajeros han quedado atrapados debido a la crisis política que vive Tailandia. (Foto: EFE) Vea más imágenes
Ampliar foto

La opositora Alianza del Pueblo para la Democracia (APD) logró cerrar esta mañana el aeropuerto de Don Muang ante la parálisis del Gobierno y la pasividad de las fuerzas del orden. La decisión del Ejército de ponerse del lado de los manifestantes y pedir la dimisión del Gobierno ha llevado el país a un callejón sin salida después de que el primer ministro, Somchai Wongsawat, rechazará la posibilidad de disolver el parlamento y convocar elecciones.

«Nuestra intención es lograr una resolución pacífica al conflicto», decía hace unas horas el portavoz gubernamental, Nattawut Saikuar, al reiterar su posición.

Los comentarios están cerrados.