La radio colombiana está de luto por la muerte de Álvaro Rico Guzmán

febrero 24, 2020 10:53 am

Una de las figuras más influyentes de la radio colombiana, don Álvaro Rico Guzmán, falleció el pasado domingo 23 de febrero a los 78 años de edad.

En 1962, Álvaro Rico comenzó su carrera como control master de Radio Santa Fe, un trabajo que realizó hasta diciembre de 2010, marcando 48 años al frente de la consola de la emisora insignia de Bogotá.

Cuando Álvaro Rico comenzó su labor, los trasmisores y los equipos eran cuestión complicada, trabajo especial para un muchacho de tan solo 20 años que anhelaba iniciar una carrera.

Así pasó el tiempo, los trasmisores cambiaron, lo equipos se hicieron cada vez más modernos y con ellos Álvaro Rico fue profesionalizándose, aprendiendo, tomando la experiencia que solo el paso del tiempo puede dar.

Entre las anécdotas que sus compañeros de trabajo escuchamos de él mismo, estaba la visita del presidente francés, Charles de Gaulle; y entre risas recordaba que la móvil de Santa Fe estaba ubicada sobre la calle 26, y el evento estaba listo para ser trasmitido en directo, pero que por razones del destino, en el momento en que el mandatario arribó a Bogotá, una oscura nube arreció las típicas lluvias que se presentan en la capital.

La trasmisión se cayó, pero la pericia y los ánimos de Rico Guzmán pudieron más que el clima, y como siempre Radio santa Fe salió al aire, siguiendo la visita de Gaulle. Anécdota que refleja el talante de este espléndido hombre

Según contaba el fallecido Édgard Artunduaga, Álvaro Rico llego a Radio Santa Fe por su hermano Elí, que ya era control de sonido y mano derecha de don Hernando Bernal, fundador de la emisora.

Disciplina y buen genio fueron dogmas de su vida. Sus hijos –Juan Carlos y Álvaro Enrique- le heredaron su constancia.

Doña Cecilia Martinez, su esposa, tuvo que acostumbrase a que su marido tenía otra novia, la Radio Santa Fe. Y le fue fiel a las dos.

En su opinión, los tres más grandes hombres de la radio que han pasado por esta emisora fueron:

Efrén Yepes Lalinde. Su sepelio (murió en un accidente de tránsito en la cúspide de su carrera) es el más grande que haya visto Bogotá. Superior al de Alfonso López Pumarejo.

Tulio Salazar Osorio. Locutor y animador de la mayor creatividad.

Y Humberto Martínez Salcedo. Un genio del discurso y la imitación.

Agregamos su nombre: Detrás de todo lo que ha hecho Radio Santa Fe, en estos 82 años, estuvo la figura inquieta de Álvaro Rico Guzmán.

Lo cierto es que la historia de Bogotá y Colombia, tal como la conocemos no se habría contado igual si no fuera por el trabajo de los grandes de la radio, donde indudablemente el nombre de Álvaro Rico está en un lugar privilegiado.

Hoy, las directivas de Radio Santa Fe, sus colegas, compañeros y amigos lamentamos su partida, y enviamos un sentido mensaje de condolencia a sus familiares.

A la memoria de Álvaro Rico Guzmán. Paz en su tumba.

Los comentarios están cerrados.