El Ángel ayuda a institución que atiende a pequeños en pobreza extrema y a jardín que protege a niños de madres cabeza de familia

agosto 29, 2013 7:05 pm

angel de la calleEl programa El Ángel de la calle de Cable Noticias que se emite a las 7:30 pm de lunes a viernes ayuda a solucionar necesidades inmediatas de los colombianos. Los dos casos que solicitan apoyo en la noche de hoy son: El primero, un jardín de niños entre los 6 meses y los 10 años son protegidos por decenas de mujeres del barrio Jerusalén, mientras sus madres buscan oportunidades de trabajo; el segundo, una institución sin ánimo de lucro que atiende a niños en situación de pobreza extrema y vulnerabilidad.

Primer caso: Mis Chiquititos

Un improvisado jardín es el respaldo de decenas de madres del barrio Jerusalén, en la localidad de Usme. El centro educativo atiende a 40 niños entre los 6 meses y los 10 años, mientras sus madres, la mayoría de ellas cabeza de hogar, salen en búsqueda de nuevas oportunidades económicas.

Es un jardín modesto y pobre, sus paredes en obra gris, techos de eternit y la pequeña cocineta lo evidencian. El espacio no es el adecuado para acoger a tantos niños. Con las uñas, el trabajo y la dedicación han logrado levantar durante dos años esta guardería, donde los pequeños reciben desayuno y almuerzo diariamente.

Segundo Caso: Asociación San Luis

En Colombia hay miles de ángeles que trabajan por los que más nos necesitan, ese es el caso de los que integran la Asociación San Luis, una institución sin ánimo de lucro que atiende a niños en situación de pobreza extrema y vulnerabilidad.

Saben de las dificultades que tienen estos pequeños para tener acceso a una educación de calidad, por eso han implementado programas en los que dan orientación pedagógica y cuidado nutricional.

Las complicaciones en cuanto al acceso de los habitantes del sector a proyectos productivos y a servicios de salud, ha llevado a las directivas a gestionar y conseguir espacios en donde la comunidad pueda identificarse y recibir ese apoyo que necesitan y al que difícilmente pueden acceder debido a sus condiciones de pobreza.

Su trabajo se extiende a otras poblaciones como madres cabeza de hogar, madres adolescentes, personas en condición de discapacidad y adultos mayores.

Los comentarios están cerrados.